Recetas chinas con helado: añádele un toque exótico a tu carta

En anteriores artículos hemos hablado de la conveniencia de añadir variedad a nuestra carta de postres, con productos originales y, a ser posible, con un toque diferencial. En este sentido, recurrir a recetas de países lejanos, con muy diferentes culturas gastronómicas, es una opción que suele tener una gran aceptación entre los clientes, a los que les encanta verse sorprendidos con nuevas propuestas. En esta ocasión, os vamos a hablar de los postres chinos con helado.

New Call-to-action

El helado frito: un clásico de la cocina asiática que admite muchas combinaciones

El helado frito es un postre de agradable textura y magnífico sabor de fácil preparación: en primer lugar, se reboza una bola de helado (no importa el sabor) en un huevo y, a continuación, se añaden copos de maíz o galleta triturada.

Con el fin de de darle un toque diferente y original, a continuación os proponemos 3 variantes del helador frito chino extraídos de la web especializada: Rebanando.com:  

  • Helado frito rebozado. Para preparar este postre solo son necesarios 4 ingredientes básicos: helado, leche, harina y aceite. En un bol, se prepara un poco de leche y harina, se sumerge el helado en la leche y luego se pasa por harina. El siguiente paso es meter las bolas en el congelador hasta que estén totalmente rebozadas. El toque final es freír las bolas de helado hasta que doren.

 

  • Helado frito flambeado. Con helado de chocolate, harina, pan de molde, huevo un poco de harina y levadura y el toque final de un licor (por ejemplo, triple seco) se puede preparar un postre excepcional que a nadie va a dejar indiferente. Se reboza el helado con pan de molde rallado y se congelan. En el momento de servirlas se bañan en la masa previamente preparada para rebozar y se fríen en aceite. El flambeado se logra prendiéndole fuego con un chorrito de licor.
  • Helado frito de dulce de leche. Las combinaciones de recetas autóctonas con otras más exóticas funcionan muy bien. De ahí que este postre está destinado a tener mucho éxito entre nuestros clientes. Es un postre algo más complicado de preparar, puesto que por un lado hay que preparar la masa del crepe y por otro el dulce de leche.

iStock-823634814 (2)

Helado de té verde: increíblemente refrescante

El helado de té verde es un postre muy popular en China, Japón y otras partes de Asia, cuyo principal valor es que es increíblemente refrescante, por lo que es un postre ideal para la temporada de verano. No sólo puedes ofrecerlo como postre, también es una opción para incorporarlo como ingredientes en otros platos principales, ya sea en tartares o en ensaladas. 

Helado de sésamo negro: nuestra propuesta más original

El helado de sésamo negro es muy diferente, a nivel de sabor, a los helados convencionales, tipo chocolate, vainilla o turrón. Una opción para sorprender a nuestros clientes ya sea en establecimientos orientales como en tradicionales. 

Los postres son un medio ideal para añadirle calidad a nuestro restaurante y elevar el ticket medio, pero para ello es importante no descuidarlos, presentar unos productos en línea con la categoría del local, cuidar la presentación, exponerlos con eficacia en la carta y recomendarlos personalmente en la sala. Y, sobre todo, sorprender de vez en cuando al cliente con novedades de temporada e ideas de cocinas exóticas.

 Ebook gratuito: Cómo Aumentar la Rentabilidad de tu Restaurante
Volver a la home