Cajón portamonedas: descubre qué opciones tienes

El cajón portamonedas es un elemento imprescindible en cualquier negocio que precise guardar monedas y billetes y dar el cambio a los clientes de forma rápida y con el mínimo de errores posible. Pese a ser un dispositivo aparentemente simple, a la hora de elegir el más adecuado para nuestro restaurante, bar o cafetería debemos tener en cuenta una serie de factores o características que pasamos a comentar en este artículo.

New Call-to-action

Todo lo que debemos tener en cuenta antes de adquirir un cajón portamonedas

Los fabricantes de cajones portamonedas suelen poner a disposición de lo clientes catálogos bastante completos, con una amplia variedad de tamaños, materiales en los que están fabricados y funcionalidades, como la conexión directa con el TPV (conjunto integrado de hardware y software que permite una gestión automatizada e integral de las tareas y factores de un negocio de hostelería, incluido el funcionamiento de la caja registradora).

Como ocurre siempre que contamos con un amplio abanico de opciones a escoger, elegir el cajón de portamonedas que más nos conviene, puede resultar complicado. Para facilitarte la tarea, a continuación, te citamos los 4 factores que debes tener en cuenta:

1) El precio

Los precios de los cajones de portamonedas se sitúan, por regla general, en un rango que va de los 50 € aproximadamente por la parte baja a los 170 € de los modelos más caros. Estas diferencias vienen determinadas por su tamaño, material de fabricación y posibilidad o no de conectarse automáticamente con la caja registradora o TPV.

Para tomar esta decisión debemos valorar el presupuesto con el que contamos y nuestras necesidades, tanto a día de hoy como más adelante, y a partir de ahí tomar la mejor decisión.

2) El uso que le vamos a dar

Según las dimensiones de nuestro local y, sobre todo, del número de clientes el porta monedas va a tener un mayor o menor uso. Si lo utilizamos de forma esporádica podremos optar por un cajón para guardar los billetes y monedas de materiales más frágil y de menor tamaño. Sin embargo, para un uso intenso es mejor decantarse por una fabricación más robusta y mayor capacidad.

MEN - cajon portamonedas

3) La seguridad

Obviamente, un lugar donde se guarda dinero tiene que tener unas garantías de seguridad, sobre todo si la caja está situada en un lugar de paso de muchas personas o de fácil accesibilidad. En este sentido, algunos modelos incorporan cerraduras de mayor seguridad que son más difíciles de manipular. Existen también portamonedas de doble acero que son como pequeñas cajas fuertes, pensadas para guardar cantidades de dinero más importantes.

4) Conexión con el TPV o caja registradora

Otro factor a tener en cuenta a la hora de escoger el cajón portamonedas es valorar si nos interesa que tenga una conexión directa con nuestra terminal o caja registradora, de manera que se pueda abrir de forma automática con solo pulsar un botón de la pantalla táctil.

Esperamos que este post te sirva de ayuda a elegir el cajón portamonedas más práctico para tu restaurante, bar o cafetería y que, sobre todo, haga un poquito más cómodo y fácil el trabajo para todos.

 New Call-to-action

Volver a la home