Razones para dar prioridad a nuestros clientes rentables

Por La Menorquina on 20 de noviembre, 2015

En cualquier negocio, los clientes son esenciales para su funcionamiento. Te explicamos por qué es más rentable tener preferencia por los clientes rentables, en vez de obsesionarnos por aplicar métodos para captar nueva clientela para nuestro restaurante.  

Un comensal que tras una primera visita para comer o cenar en tu restaurante, repite una segunda o tercera vez, o acude todas las semanas, se ha convertido en un cliente fiel y rentable.

Esto indica que está satisfecho con tu oferta gastronómica, con la atención al cliente que ofreces, que está conforme con la relación calidad/precio de tus productos y que no dudará en recomendar tu restaurante a terceros. Sabe que al acudir a tu negocio tendrá sus necesidades plenamente cubiertas, por eso regresa y demanda nuevamente tus servicios.

Por ese motivo es más beneficioso dar prioridad a nuestros clientes habituales ya que serán los más rentables para nuestro negocio. Hay que cuidar y complacer a este tipo de comensales para que se sigan sintiendo igual de cómodos como el primer día, buscando además poder mejorar su experiencia y afianzando la relación entre ambas partes con el objetivo de hacerles saber que son importantes para nosotros. Debemos ofrecerles una oferta completa de servicios que cubra totalmente sus expectativas y lograr que, con nuestro trabajo, se sienta único durante la estancia en nuestro establecimiento.

clientes rentables

Guía gratuita: La Satisfacción de los Clientes en la Restauración

Mediante el uso de una base de datos puedes ofrecerles un servicio aún más personalizado y cuidado al milímetro. Estos datos servirán, por ejemplo, para que tu cocinero prepare una carne a la brasa en el punto exacto para el comensal, al repostero a elaborar ese flan con el toque exacto de caramelo o al sumiller a recomendarle los vinos de su denominación de origen favorita. Apunta toda aquella información que te resulte útil para enriquecer aún más los platos destinados a tus clientes fieles y que tu personal de sala pueda ofrecerles un servicio cada vez más personalizado.

Un cliente habitual demandará una atención más cuidada y esmerada por parte de tus empleados, precisamente por ser asiduo a tu restaurante. Así que no puedes descuidarlos en ningún momento. 

Al ser los más fieles para tu negocio, también puedes premiarles mediante regalos o descuentos en futuras visitas, demostrándoles interés en ellos y agradeciéndoles la lealtad mostrada hacia tu restaurante. Las posibilidades son muy variadas, depende de tu capacidad y originalidad para ofrecer algo novedoso: puedes obsequiarles con un menú infantil o con un descuento para una cena especial de Navidad o incluso asociarte con negocios complementarios de tu zona y ofrecer ventajas a vuestros clientes habituales. Intenta que siempre esté ajustado al tipo de cliente, a sus necesidades y a sus preferencias.

No todo consiste en captar nuevos clientes, cuida a los que ya tienes porque son los más rentables para tu restaurante.

 

Post relacionados:

New Call-to-action

Volver a la home