Consejos para escoger un horno de cocina

Por La Menorquina on 29 de junio, 2016

Elegir el mejor horno para nuestra cocina no es una tarea fácil. Intervienen muchos factores que hay que tener en cuenta para tomar la mejor decisión y hacerse con el mejor horno de cocina.


A continuación, vamos a proporcionar una serie de sugerencias para comprar un horno de cocina de excelentes prestaciones.

horno_cocina.jpg

 

Clica aquí para recibir la visita de un asesor comercial  y aumentar la rentabilidad de tu restaurante



Actualmente, convive el horno de leña clásico con el resto de hornos convencionales (calientan el aire mediante resistencias en la parte de arriba y abajo), con los hornos microondas (cocinan más rápido que los convencionales y consumen menos), los hornos con pirólisis (también llamados autolimpiables ya que logran descomponer los restos de suciedad del horno, grasas y alimentos) y los hornos de vapor (son tendencia hoy en día, ya que son el paradigma de una cocina saludable liberada de grasas).

Lo primero que tenemos en cuenta a la hora de comprar un horno de cocina nuevo es el espacio que tenemos disponible, ya que no sería la primera vez que uno compra el horno de cocina para su restaurante y se da cuenta que no cabe en la cocina.

En cuanto al tamaño hay hornos compactos, de unos 60 cm. de ancho y hornos extragrandes de unos 90 cm., los más apropiados para utilizar en un restaurante, ya que aguantan una gran cantidad de cocciones y están capacitados para llevar a cabo varias cocciones simuláneas.

Al margen del tamaño, uno de los aspectos más importantes a la hora de adquirir un horno de cocina es la eficiencia energética. El horno es uno de los electrodomésticos que consume más energía, sobre todo los eléctricos. Aunque un horno de cocina eléctrico de clase A consume un 60% menos de energía que uno de clase G. Los hornos de cocina de gas son los que consumen menos energía.

Es complicado encontrar un horno de cocina eléctrico con la etiqueta A+ o A++, por lo que un horno de cocina eficiente será el que tenga el etiquetado A.

A parte del consumo energético del horno de cocina de nuestro restaurante, deberemos tener en cuenta también el calor que emite arriba y abajo, si tiene la opción de precalentar rápido, las funcionalidades de grill para gratinar mejor los alimentos, el aire, beneficioso en el caso del asado de carne y, por último, el control de temperatura. Para determinados platos puede venirnos bien cocinar a más de los 250 gramos que vienen de manera habitual en los hornos de cocina y por debajo de los 50 grados.

Deberemos también fijarnos en las diferentes alturas donde podemos poner las bandejas en nuestro horno de cocina. Lo habitual es que podamos colocarlas en cinco alturas diferentes.

Por último, la seguridad del horno de cocina también es un aspecto muy importante. Suelen ser los causantes de un buen número de accidentes. Lo recomendable en este sentido es comprar un horno de cocina de puerta fría, con dos, tres o cuatro cristales entre el interior y el exterior del horno para que la temperatura de la puerta no se sobrecaliente.

 

New Call-to-action

Volver a la home