3 formas originales de servir a tus clientes

Por La Menorquina on 19 de septiembre, 2015

El mundo de la restauración está lleno de negocios que prácticamente ofrecen lo mismo a los clientes. Si quieres destacar entre todos ellos, dejar de ser repetitivo y apostar por la innovación y la originalidad a la hora de atender a tus clientes, estás leyendo el post adecuado.

Queremos mostrarte tres maneras poco habituales para servir comida que puedes poner en práctica en tu restaurante y diferenciarte de la competencia.

¿Aburrido de la vajilla, las mesas y las sillas?

Si quieres que te conozcan no sólo por tus elaboraciones, es hora de dejar que la creatividad entre de lleno en tu restaurante con una vajilla, unas mesas y unas sillas fuera de lo común. Eso sí, esta propuesta no es apta para todo tipo de clientes, sólo para aquellos que busquen algo raro e inusual.

Es hora de olvidarse de los tradicionales platos redondos. ¿Por qué mejor no servimos unos huevos fritos o una migas extremeñas, directamente en una sartén? ¿Y si ofrecemos esas crujientes patatas fritas o esas doradas empanadillas en el cestillo de la freidora?

¿Sillas tapizadas y mesas de madera? Ignóralas. Deja paso a los muebles de cartón, y ofrece una estética minalista y totalmente renovada.

servir a tus clientes

¿Quieres sorprender a tus pequeños clientes?

Los niños pueden llegar a aburrirse bastante en un espacio tan formal como es la sala de un restaurante. Si te animas a introducir dos pequeños cambios pensados en exclusiva para atraer a los más peques, puedes conseguir una comida o cena muy divertida para ellos.

El primer paso en incluir en tu menú platos sorprendentes. ¿Cuántos restaurantes conoces que sirvan la hambuguesa especial de Bob Esponja, los espaguetis acompañados de albóndigas de Reina y Golfo, o los Dorayakis de Doraemon? ¡Seguro que a los niños les encantará comer lo mismo que a sus personajes favoritos!

El segundo paso para crear un ambiente relacionado con el mundo infantil, y conectar con los gustos de tus pequeños comensales, es que tu personal de sala utilice complementos que recuerden a la estética de los personajes de ficción de los niños. 

No tengas miedo a romper con el estricto uniforme, y propón a tus camareras que luzcan un lacito rosa como el de la gatita Hello Kitty o una larga trenza rubia como la de la princesa Elsa. A su vez, los camareros podrían llevar una bufanda de rayas igual a la de Harry Potter o las gafas redondas de Papá Pig.

Seguro que con esta presentación tan original, los niños estarán encantados de probar todos los platos, se divertirán mientras comen, y les pedirán a sus padres que les lleven de nuevo a tu restaurante.

¿Y si te llevas a los clientes a otra época?

Será tan sencillo como convertir la sala del restaurante en un espacio que simule otro tiempo o reproduzca un conocido escenario de cine, adaptando previamente la decoración y cambiando el uniforme del personal de sala por el atuendo típico.

Sólo tendrás que dejar volar la imaginación y pensar en espacios que hagan disfrutar a tus comensales. ¿Quieres que tus clientes se sientan como actores entrando en el teatro Dolby? Pues no te olvides de la alfombra roja, de los flashes de los fotógrafos o de entregarles su estatuilla dorada. Los más cinéfilos disfrutarán observando que la princesa Leia y Han Solo son sus camareros, o viendo aparecer las rastas y abalorios del inconfundible capitán Jack Sparrow.

El truco para que sea un éxito y sorprender a tus clientes, es no dar ninguna información previa para que el comensal lo descubra todo con sus propios ojos. 

 

Si te ha gustado el artículo, seguro que también es de tu interés saber los secretos de 'Cómo aumentar la rentabilidad de tu restaurante'. ¡Descárgate la guía para descubrirlo!

New Call-to-action

Volver a la home